Presentan un manifiesto de cargos públicos en Burjassot

14 febrero, 2017 en

(ver convocatoria acto)

El jueves 9 de febrero se celebro la presentación del manifiesto de cargos electos por la República en la Sociedad La Constancia de Burjassot. La charla debate contó con la participación de Carolina Pino, concejala de IU en Alaquàs; José Santamaría, concejal del PSPV-PSOE en Guadassèquies, y Carles Mulet, senador autonómico de Compromís, que hicieron sus exposiciones ante 50 asistentes; Germán de Huertas, presidente de la Sociedad La Constancia, moderó el debate.

Carolina Pino expuso las diferencias entre la Constitución de 1931, escrita con un lenguaje claro, entendible por cualquiera y que abordaba como cuestiones prioritarias la enseñanza pública y la nacionalización de la energía; mientras que la Constitución de 1977 está redactada con un lenguaje ambiguo, propio de especialistas en derecho, que no tiene una interpretación unívoca y bajo cuyo manto se imponen la LOMCE y los recortes, rechazados por la gran mayoría de la población, todo lo cual tiene que ver con la instauración de la Monarquía.

José Santamaría expuso su opinión de que la República supone un marco con una relación de fuerzas favorable a los trabajadores, expuso los obstáculos que hay en el camino a la República y apostó por la lucha para defender los derechos sociales y a favor de la República. Recordó la tradición republicana del PSOE.

Carles Mulet recordó que, tras los símbolos de la República laten unos ideales de democracia y justicia, que al rey Juan Carlos lo puso Franco y que su heredero Felipe de Borbón es rey por ser varón y no por ser el primogénito. Hizo hincapié en el derroche de recursos públicos que supone la Monarquía y en el enriquecimiento de la Casa Real en sus funciones de intermediario de grandes negocios con, por ejemplo, las monarquías saudíes. Informó de cómo la Mesa del Senado, compuesta por senadores del PP, del PSOE y del PNV, se negó a tramitar al Gobierno una pregunta sobre los fondos públicos, reservados o no, empleados por Juan Carlos de Borbón en sus actividades oficiales o no, como cacerías, etc., alegando que eso constituía un secreto de Estado.

Un buen número de los asistentes tomaron la palabra en un debate muy animado, muchas de las intervenciones apuntaban a la República como una cuestión que no es nostálgica, sino que posee una gran actualidad para resolver problemas históricos no resueltos en estos 40 años de Monarquía, tales como la bipolarización creciente de la sociedad entre unos trabajadores cada vez más pobres y una minoría cada vez más rica que se lleva su fortuna al extranjero, o la cuestión de la soberanía de las naciones, Cataluña en particular.

En el ambiente quedó la satisfacción por la realización de este tipo de charlas debate que deberían extenderse.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *