Entrevista a Joan Tardà

“Cataluña es el punto débil del candado del 78”

“Ayudaremos en todo lo posible a que se abra un proceso constituyente en España”

entrevista-tardaLa intervención del diputado Joan Tardà, portavoz de ERC, fue de lo más relevante del debate sobre la investidura en el Congreso. Nos recibe al día siguiente acompañado del diputado por Tarragona Jordi Salvador.
Le entrevista Jesús Béjar, del comité de redacción de Información Obrera. Siguen unos extractos de la entrevista.

Información Obrera.- Después del debate, ¿qué crees que va a suceder?

Joan Tardà.- Hombre, mira, nosotros como espectadores privilegiados, pero espectadores, porque no nos llaman para nada a las reuniones de los grandes partidos, no creíamos que el PSOE aguantara tanto, con la convicción con que se expresan públicamente e incluso están tapando las voces disonantes de gente de mucho peso dentro del PSOE. Aunque estos dos meses se le harán eternos a Pedro Sánchez porque ahora los que quieren que afloje han puesto la tercera, pero queda la cuarta, la quinta y la directa. Lo que tiene claro el PSOE es que el PP ha comprado tiempo. Es posible que vayamos a unas terceras elecciones.

IO.- En tu intervención no diste ninguna esperanza a la posibilidad de un acuerdo con el régimen para resolver la cuestión de Cataluña. Es decir, el régimen está absolutamente cerrado, no solo por parte del PP sino desgraciadamente también por parte del PSOE, y por eso vosotros pensáis en una declaración unilateral, en un referéndum unilateral de independencia, pero también oí que en cambio tenías confianza en que la UE podría acoger a Cataluña como nación independiente…

JT.- Nosotros decimos que la UE lo que no hará es expulsarnos. Eso sería un verdadero trauma porque significaría romper el ADN de la UE como concepción. La UE estaba dispuesta, tanto los partidos conservadores como los progresistas, a comerse unos sapos enormes para que los británicos no se fueran. A dar un paso atrás en lo poco que se ha conseguido en la armonización de las políticas sociales y fiscales dentro de la UE, aceptar que la City de Londres se convirtiera en un paraíso fiscal y que los trabajadores de otros países en Gran Bretaña tuviesen unas condiciones sociales distintas de las de los británicos. Su discurso era: un paso atrás para que no exista nunca el precedente de que alguien se ha ido. ¿Y a nosotros nos echarán?

Dijimos ayer en el discurso que los discursos reduccionistas marca PP de que Vds. al cabo de 24 horas serán expulsados y vagarán por el espacio sideral, estos discursos tan reduccionistas, Europa no los compra. Y pusimos un ejemplo: al cabo de 3 semanas del bréxit Merkel recibió a la primera ministra de Escocia, cosa que no se corresponde con los discursos de Rajoy y Margallo de que seríamos expulsados en 24 horas. Lo cual no quita que todo sea difícil, sobre todo porque la administración española pondrá todas las dificultades para que nosotros existamos.

Afirmamos que todo dependerá de los procedimientos. Si queda claro ante el mundo que la unilateralidad basada en un mandato democrático es el último recurso ante la cerrazón de la administración española, esto se convertirá en un problema político que deberá resolverse políticamente. Por eso siempre seguiremos insistiendo en la posibilidad de un referéndum acordado.

Tan arriesgado es perder un referéndum acordado como perderlo siendo unilateral. Si no disponemos de una relación de fuerzas favorable, también lo perderemos. Pero lo importante de un referéndum es hacerlo. Y si no lo ganas, quizás lo ganará una nueva generación. O no, porque seremos independientes si hay razones suficientes para que la gente opte por la independencia, por la República. Hasta ahora no ha habido independencia porque la mayoría de los catalanes no ha querido.

IO.- Me refería a que la UE no es respetuosa de la soberanía de los pueblos. Cada vez aparece más antidemocrática, con un parlamento que no puede hacer leyes y un gobierno no elegido. Soberanía es decidir y hay gente que teme que ahora la soga, en vez de en Madrid me la van a poner en Bruselas.

Sí, pero también es cierto que la suerte de las naciones sin estado que todavía existimos –porque en Europa hay muchas que en la revolución burguesa no formaron el Estado nación, y algunas ni siquiera pueden presentarse a la parrilla de salida porque han sido disueltas nacionalmente por la opresión de los Estados–, nuestra suerte está ligada a Europa, a la evolución de Europa. Y hoy la Europa que tenemos es la Europa en la que los mercados marcan la hoja de ruta y conforman los gobiernos. Esto no anula la tesis de que nuestra suerte está ligada a Europa, a una Europa distinta, otra cosa es si tiene que ser por evolución de la actual UE o haya la posibilidad de una catarsis.

Quedamos los escoceses, los vascos, los gallegos, los catalanes, el pueblo de Córcega y pocos pueblos más con voluntad de autodeterminarse. Pero creo que nosotros, los catalanes, estamos en mejores condiciones que incluso los irlandeses para reunificar la isla. En mejores condiciones que Flandes, porque algunos partidos de Flandes flirtean con el fascismo. No estamos en condiciones de hacerlo como Países Catalanes, es evidente que no. Por eso no defendemos la República de los Países Catalanes, defendemos el derecho a decidir de los valencianos y de las Islas. Decidirán ellos, luego, si quieren conformar una confederación de repúblicas en el ámbito de los Països Catalans o no.

IO.- Jordi explicaba que el CATP es un agrupamiento que se reúne con gente muy variopinta, con acuerdos muy generales Uno de ellos es la unidad de los trabajadores y la soberanía de los pueblos, ¿Cómo? En la Unión de Repúblicas Libres: ¿Cómo ves tú la unidad con el resto de trabajadores, de pueblos, de sindicatos, que estamos de acuerdo en la autodeterminación, que ha sido siempre bandera de la izquierda?

Macià ya hablaba de las repúblicas ibéricas, Macià cuando proclama la República Catalana desde el balcón hace referencia a los pobles ibèrics. Es más, ayer los únicos que [en la sesión de investidura del Congreso] hablamos de Tercera República Española fuimos nosotros, lo cual el republicanismo español se lo tendría que hacer mirar. Y te aseguro que siempre que hablamos de Tercera República Española hablamos con compromiso y con emoción.

Creo que en estos momentos el único punto débil que tiene el candado del 78 es Cataluña. Si en Cataluña se produce un proceso constituyente, por su peso económico, político e histórico, el status quo entra en crisis. Se convierte en una oportunidad, para que se abra un proceso constituyente en el Estado español que quizás, ayer lo dijimos, y ojalá se convirtiera en una República.

No entiendo cómo se puede ser tan contundente en algunos ámbitos como fue Pablo Iglesias y en cambio no ofrecer una mirada a medio plazo, estratégica. Confesar el objetivo que uno pretende alcanzar.

¿Qué estamos haciendo nosotros en Cataluña? Algo lleno de contradicciones, porque tácticamente optamos por apoyar a un gobierno que hacía recortes y que en Madrid aquí votaba algunas de las leyes más carcas del PP. Pero decíamos: si no tenemos la pequeña y mediana burguesía y la sacamos de los brazos del PP, no avanzaremos. Tan cierto como que todo hubiera sido más fácil si CiU no hubiera tenido casos de corrupción. Aun así, creemos que la táctica ha sido acertada, tal como se demuestra con los resultados electorales y el escenario rupturista en el que ya nos hallamos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *