¡Cerca de Grecia!

15 junio, 2015 en Edición Impresa, Editorial

 Editorial de la edición impresa – nº 296 (12 de junio de 2015)

Se van a cumplir 5 meses de la clara victoria de Syriza en las elecciones legislativas el 25 de enero. El mensaje de los trabajadores y el pueblo griego era claro: acabar con la austeridad, echar atrás los planes destructores, de hambre, paro, desmantelamiento de los servicios públicos impuestos por el capital financiero, programados por la Troika y ejecutados por los sucesivos gobiernos.

El nuevo Gobierno, que se comprometió a atender las reivindicaciones más vitales al tiempo que respetar el marco del euro y la Unión Europea, ha intentado en estos meses ganar tiempo, “negociar” condiciones menos leoninas con los representantes de la troika y los diferentes gobiernos.

A partir de nuestra posición rotunda de apoyo total al pueblo griego, a los trabajadores y a todas las medidas que sirvan para satisfacer sus justas demandas debemos constatar que en estos casi 5 meses no se han aplicado nuevas medidas de austeridad, pero tampoco se ha respondido a la mayoría de demandas populares. Sin duda alguna los trabajadores y el pueblo griego NO quieren volver atrás, espera del que consideran su Gobierno medidas claras.

Por otro lado las instituciones de Bruselas, la UE y el FMI, y particularmente todos los gobiernos, incluido nuestro odiado y corrupto gobierno Rajoy exigen a Tsipras simplemente que acepte lo inaceptable para los trabajadores griegos, o sea: más recortes de las pensiones, ningún aumento del salario mínimo, subidas del IVA, renunciar a la negociación colectiva, continuar las privatizaciones..

Los acontecimientos de estos días, el aplazamiento del pago al FMI, muestran el miedo a una nueva explosión social o/y al desmembramiento de las fuerzas políticas que apoyan al Gobierno.

El conflicto que vivimos en Grecia tiene una repercusión en toda Europa y en nuestro país. Pone al descubierto la felonía, pero también la crisis de las instituciones del capital, en particular de la Unión Europea, y los límites de una política que no ataca a la propiedad privada: a los bancos que han evadido 30.000 millones, a la Iglesia que no paga impuestos, a los armadores que se deslocalizan a paraísos fiscales, al ejército que consume el doble de la media europea en gasto militar…

Y nosotros desde nuestro país, ¿cuál es nuestra responsabilidad ante los trabajadores griegos? ¿Cual es, más bien, la responsabilidad de nuestras organizaciones? Cada dia que pasa permitiendo que Rajoy siga, no solo es una cuchillada contra los trabajadores de nuestro país sino que es una ayuda inestimable a los que quieren ahogar al pueblo griego. Una derrota de Rajoy en el Estado español es una ayuda a la resistencia del pueblo griego.

Por otro lado, verificamos la eficacia o el carácter ilusorio de una victoria electoral que no se apoya en la movilización y organización independiente de los trabajadores y sus organizaciones.

Cuando después del 24 de mayo oímos a muchos vencedores, como Carmena en Madrid, que van a respetar  la deuda y la justicia (franquista) nos preguntamos sobre el futuro, e intentamos buscar una respuesta: las combinaciones electorales solo pensando en las generales no permitirán, por sí mismas, responder a las reivindicaciones.

Hay que satisfacer las reivindicaciones urgentes de todas las capas de la mayoría trabajadora, y eso implica el combate contra el marco legal de la Monarquía: lo muestra la reciente sentencia del Tribunal Constitucional que echa atrás una de las medidas “estrella” de la Junta de Andalucía, referente a la posibilidad de expropiar los pisos de los bancos.

Nos parece que sí podemos avanzar a partir de agrupar la fuerza militante que, luchando por forjar la alianza de los trabajadores y pueblos de todo el Estado, obligue a las organizaciones a romper con el régimen monárquico y la austeridad y contrarreformas de su gobierno.

A ello están confrontadas todas la organizaciones obreras y populares. Ayudar a esta batalla es el objetivo de la Conferencia Obrera Estatal que el comité por la alianza de Trabajadores y Pueblos organiza en Madrid el 27 de junio.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *