CATP-20 de octubre: Moción sobre pensiones

31 octubre, 2018 en Actualidad social, CATP, Pensiones

Recogemos la moción que fue aprobada en la reciente Coordinadora ampliada del Comité por la Alianza de Trabajadores y Pueblos (CATP) que se celebró el pasado 20 de octubre en Madrid

MOCIÓN SOBRE PENSIONES (CATP – 20 de octubre de 2018) para solicitar entrevistas con representantes políticos y sindicales
Buena parte de las plazas de pueblos y ciudades han vivido reiteradas y masivas concentraciones de pensionistas organizando el rechazo a las reformas que congelaban las pensiones o las aumentaban un ridículo 0,25% decretado por la reforma de Rajoy de 2013.En el inicio de las movilizaciones, el detonante se centraba en reivindicar la actualización de las pensiones según el IPC, la derogación de la reforma de pensiones, y la derogación de las reformas laborales que han conducido a los bajos salarios, la precariedad y el paro, que limita el crecimiento de las cotizaciones sociales, base de nuestro sistema público de pensiones.Por eso, afirmamos que gracias a esas movilizaciones se propone ahora la eventual actualización de las pensiones según el IPC y la subida del SMI, que apoyamos, pero que no soluciona el reto que la crisis económica y las políticas de los gobiernos anteriores han causado a la Seguridad Social. al sistema de reparto y a la solidaridad intergeneracional en que se basa nuestro sistema.La herencia que la Seguridad Social recibe de los gobiernos anteriores está plagada de la reiterada utilización de cuantiosos excedentes de cotizaciones para financiar otras políticas públicas, que no eran prestaciones de Seguridad Social, sin que, como era preceptivo, se registraran como reservas, con las que ahora sobradamente se podría hacer frente a las nuevas necesidades retos de la Seguridad Social derivados del envejecimiento o la jubilación de la generación baby boom. También a causa de mala gestión de gobiernos anteriores, hoy aparece la Seguridad Social lastrada por una falsa deuda multimillonaria, causada por prácticas de ingeniería financiera mediante las cuales los gobiernos en vez de hacer frente a sus responsabilidades respecto a la Seguridad Social mediante aportaciones desde el presupuesto del Estado, se limitó a conceder préstamos. Ofreciendo así una falsa imagen de la Seguridad Social como fuertemente endeudada en la que se apoya el capital financiero para mentir a los cuatro vientos diciendo que el sistema está en quiebra.

En esa falsa imagen del sistema de pensiones se apoya la presión de la patronal y el capital financiero para pedir una reducción de las cotizaciones. También la derecha económica, cuando aborda la discusión sobre la financiación de nuestra Seguridad Social, se posiciona por la sustitución paulatina de cotizaciones por impuestos. El PNV desde el gobierno vasco presiona reclamando transferencias de servicios que cuestionan la unidad de la caja única de la Seguridad Social.

Frente a todos ellos, las organizaciones obreras parecen dispuestas a abrir, como un peaje innecesario al consenso, la puerta a la financiación vía impuestos, incluso bajo la forma de IVA o impuestos específicos, lo que supone aceptar resignadamente las limitaciones institucionales y presupuestarias de sumisión a los topes de gasto acordados con la Unión Europea. Parecida actitud adoptan ante las limitaciones derivadas de las políticas y manipulaciones financieras heredadas que rompen la solidaridad intergeneracional.

Nosotros, que desde la conferencia en defensa del sistema público de pensiones celebrada en Madrid el 10 de marzo (doc. nº 1), y su continuidad con el llamamiento de Navarra (doc. nº 2), centrados entre otras cosas en la defensa del actual sistema de pensiones, liberado de las reformas y los gastos imputados que nada tiene que ver con las prestaciones de Seguridad Social, hemos participado en las movilizaciones y hemos dialogado y recogido el apoyo de más de 1000 militantes de orígenes diversos de los partidos de izquierda y sindicalistas a ese manifiesto.

El manifiesto lanzado desde Navarra en defensa del sistema de pensiones plantea claramente nuestro combate por instar a las organizaciones políticas y sindicales a la unidad de acción y al compromiso con los pensionistas, presentes y futuros para defender que se aplique la legalidad vigente (artículo 50 de la Constitución y artículo 109 de la Ley General de la Seguridad Social), cuyo cumplimiento hace manifiestamente innecesarias las propuestas de impuestos específicos o finalistas o un IVA Social.

Para ello solicitaremos entrevistarnos con los responsable políticos y sindicales para plantear, entre otras reivindicaciones:

  • no iniciar el camino de la desnaturalización de nuestra Seguridad Social con impuestos finalistas o IVA Social.
  • eliminar de las cuentas de la Seguridad Social las falsas deudas que se le han imputado a lo largo de los años, en lugar de las aportaciones obligatorias.
  • que las diferencias entre cotizaciones y gastos en prestaciones se financien con aportaciones desde el presupuesto del Estado al presupuesto de la Seguridad Social.
  • que cesen las operaciones de ingeniería financiera que solo sirven para trasladar déficits del Estado al presupuesto de la Seguridad Social.
  • que se proceda sin dilación a la derogación de las reformas del pensiones de PP y la del alargamiento de la edad de jubilación a los 67 años.
  • que se proceda a la derogación de las reformas laborales que favorecen la precariedad, los bajos salarios, la brecha de género, y la fuerza de los convenios colectivos, minorando con ello la masa salarial sobre la que se asientan las cotizaciones sociales y la garantía de sostenibilidad de nuestro sistema de pensiones.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *